No debemos suponer algo que no es

No debemos suponer algo que no es

7 febrero 2012 No Comments »

En verdad, nunca me han gustado los gatos. Son astutos e independientes, lo cual admiro, pero eso no significa que sea algo a favor de los humanos, en lo que a mí respecta. A lo que me refiero es que ¿no debe una mascota estar ahí para uno, acompañarle, defenderle, alegrarle y darle todo el amor incondicional que pueda? ¿No se supone que una mascota le va a recibir al regresar a casa, haciendo toda clase de celebraciones? A los gatos no les importa si usted fue quien los hizo enojar, solamente se le tirarán encima y le aruñarán.

No es muy difícil de adivinar: soy un amante de los perros. Y mi perro es el mejor del mundo, y podría jurarlo. Babea mucho, pero es un completo regalo de amor. Para él, yo lo soy todo. Me brinda su atención, afecto y seguridad a cambio de comida, paseos y algo de cariño. Pide tan poco y me da tanto. Así es, los perros son lo máximo y los gatos no.

Hablando de todo esto, aparentemente los gatos pueden hablar más que un dialecto internacional, ya que hacen “miau” en español, “meow” en inglés y “miao” en italiano, y así para muchos idiomas más. En cuanto a los perros, “guau” en español, “woof” en inglés y “ouaf” en francés. ¿Quién los entiende?

El otro día traduje un cuento corto en el que aparecía un perro y un pequeño niño, y al hacerlo, no me di cuenta que “woof” no era lo correcto al traducir del inglés al español. Mi compañero, un nativo de español y quien casi no habla nada de inglés, lo leyó y me preguntó qué era esa palabra que se repetía. No podía dejar de reírse cuando yo, de forma natural, le dije que significaba “guau”, pensando que era algo obvio.

Por esto, es muy importante cuando traten de traducir onomatopeyas tales como el sonido de un animal, un bebé, una puerta o un disparo, que se aseguren de poner la palabra correcta en el idioma de destino. No hay sonidos obvios.

Mientras tanto no se preocupen, no necesitan de un intérprete para comunicarse con su perro. Ellos nos entienden sin importar en qué idioma les hablemos. Los gatos… no estoy tan seguro.

 

(Traducido del original de Chris R.)

 

No hay etiquetas para esta entrada.

Tags:

Leave a Reply