Las malas palabras (parte II)

Las malas palabras (parte II)

13 enero 2009 1 Comment »

El idioma cambia con el tiempo y no puede escaparse a la globalización. Hoy en día, el uso de las malas palabras se ha generalizado: en programas de TV, en películas, en los deportes; porque esos espacios reflejan el habla cotidiana. Hay medios -al igual que individuos- que prefieren no utilizarlas (algunos canales tienen la política de “ocultar” el doblaje de palabrotas con un alevoso silencio o usan eufemismos en los subtítulos que provocan risa por lo desubicados: ejemplos como “eres un hijo de perra“, “bastardo mal nacido“… ¡no suenan igual a los insultos originales, que adivinamos fácilmente!), y hay sitios “controlados” en Internet que censuran ciertos términos “soeces”: supongo que en algunos años nos parecerá decididamente ridícula la lista de las palabras no permitidas hoy, porque dejarán de ser “malas” (como otras que han sobrevivido a esa condena) y serán comunes. Claro, tal vez habrán sido reemplazadas por otras nuevas. Y con cualquier término seguirá siendo igual de difícil o desagradable llamar a ciertas cosas por su nombre… y los eufemismos continuarán.

Creo que los chicos seguirán buscando esos términos para ver qué quieren decir o aclarar lo que sabían o creían saber, tal como lo hemos hecho todos (aunque tal vez ya no usen el Larousse ilustrado, reunidos en algún lugar lejos de los adultos, sino en la gran enciclopedia virtual en línea, y transmitiendo los comentarios por SMS o MSN), y lo seguirán haciendo porque el tema tiene gracia, porque las palabras -todas- son necesarias, porque éstas en particular dan curiosidad y principalmente porque son parte de “hacerse grandes”. Y ahora que no nos mandan a “lavarnos la boca con jabón”, los más grandecitos interesados en otros idiomas seguiremos utilizando en privado las nuestras, aunque nos hayamos vuelto más educados. Y profesionalmente seguiremos tratando de aprender las de otro idioma por cualquier medio, incluso informalmente (porque en los diccionarios no está la gran mayoría), buscando el significado y la traducción de las que leemos y necesitamos verter a nuestro idioma…

No hay etiquetas para esta entrada.

Tags:

One Response to “Las malas palabras (parte II)”

  • Commented on 18 abril 2013 at 22:10

    An outstanding share! I’ve just forwarded this onto a coworker who was conducting a little homework on this. And he in fact bought me lunch due to the fact that I found it for him… lol. So allow me to reword this…. Thanks for the meal!! But yeah, thanx for spending time to discuss this subject here on your site.

Leave a Reply